Dieta disociada : como no mezclar tus alimentos


La dieta disociada se ha hecho mundialmente conocida por su gran efectividad de bajar de peso en forma rápida desde la primera semana. La han puesto en práctica conocidos personajes como la mismísima Kilye Minoge. Consiste en tratar de no realizar combinaciones entre los alimentos que puedan hacernos subir de peso. La dieta disociada en su primera fase es tan bien asimilada por nuestro organismo que te hará perder 1 o 2 kilos en cuestión de días de la manera más natural y segura.

El concepto de la dieta disociada

El principal fundamento de la dieta disociada consiste en el hecho de no mezclar determinados grupos de alimentos. Si bien es cierto que algunos alimentos no te engordan por sí solos, es decir, no te hacen ganar kilos si los consumes de forma aislada, sí lo hacen cuando los mezclas con otros grupos de alimentos.

La tabla de la dieta disociada

Debes tener en cuenta cuáles son los grupos de alimentos que no debes mezclar en ningún momento. Si realizas las comidas y las combinaciones tal y como lo indica la dieta, podrás perder peso de un modo constante y continuo. Al mismo tiempo vas a poder tener la ventaja de que en la primera semana de dieta, ya vas a poder perder una talla sin ningún problema.

Proteínas

  • Carne
  • Pescado
  • Mariscos
  • Huevos
  • Leche y derivados lácteos

Hidratos de carbono

  • Arroz
  • Maíz
  • Trigo y derivados (pan, cereales, pasta…)
  • Legumbres
  • Haba
  • Patata
  • Soja

Grasas

  • Aceite de girasol
  • Aceite de oliva
  • Avellanas
  • Almendra
  • Aguacate
  • Pistacho
  • Nueces
  • Chocolate
  • Pasas

Frutas

  • Limón
  • Naranja
  • Mandarina
  • Uva
  • Piña
  • Sandía
  • Manzana
  • Fresas
  • Plátano
  • Kiwi
  • Pera
  • Cereza
  • Melocotón

Verduras y hortalizas

  • Acelga
  • Apio
  • Lechuga
  • Brócoli
  • Coliflor
  • Espárrago
  • Espinacas
  • Champiñones y setas
  • Pepino
  • Calabaza
  • Berenjenas
  • Remolacha
  • Calabacín
  • Pimiento

Las principales reglas que implica la dieta disociada

  • La primera de todas, es que no se deben mezclar alimentos ricos en proteínas como pueden ser todo tipo de carnes y algunos pescados, con alimentos que formen parte del grupo de los hidratos de carbono como por ejemplo el pan o cualquier tipo de cereales y pastas. Asimismo las proteínas tampoco se deben mezclar en ningún momento con las grasas ya que podría ser muy perjudicial.
  • El segundo pilar que tiene esta dieta para perder kilos es que dentro del grupo de los hidratos de carbono, al que hemos hecho referencia anteriormente, tampoco debemos mezclar alimentos entre ellos. Es decir, si comemos un plato de pasta, deberíamos evitar otros alimentos que pertenezcan a este grupo como por ejemplo, el pan.
  • La tercera regla tiene que ver con el azúcar y la fruta. Desde el primer día, el azúcar, un alimento totalmente industrial, debe ser sustituido por edulcorantes, de ser posible naturales. Hay que destacar que la fruta no es un alimento que combine bien con otros grupos por lo que deberíamos comerla por separado. Además, la fruta nos quitará esa sensación de apetito permanente por lo que hará que no ganemos kilos de un modo compulsivo.
    En cuanto a las legumbres y a las hortalizas, hay que decir que no suelen ser buenas compañeras de viaje excepto con las frutas. Por ese motivo, no pasaría nada si combinas un buen plato de lentejas y luego comer algunas piezas de fruta. De hecho, es una buena combinación.
  • La cuarta regla a tomar en cuenta es que debes desterrar los refrescos. Los refrescos suelen contener azúcar y gas, dos componentes que no te hacen bien y además te harán ganar peso.

¿Cuándo se deben tomar los alimentos en esta dieta para adelgazar?

Ahora que ya sabes cuáles son los grupos de alimentos que existen y cómo los puedes mezclar, debes saber cuál es el mejor momento para tomar estos alimentos.

En ningún momento debes de dejar hacer las cinco comidas a las que estamos acostumbrados, es decir, tienes que seguir haciendo estas cinco comidas al día ya que es lo mejor para tu organismo.

Los hidratos de carbono como el pan, los cereales o la avena, solo pueden tomarse o bien en el desayuno o bien en el almuerzo. De este modo, ingiriéndolos en este momento, vas a ser capaz de eliminar y de consumir todas las calorías que te aportan sin ninguna clase de problema.

Las proteínas deben de consumirse únicamente en la cena, mientas que la fruta se podrá tomar a media mañana o en la merienda, siempre que no se mezcle con otro grupo de alimentos que no sean las legumbres.

verduras y hortalizas para la dieta disociada

Beneficios de la dieta disociada para perder peso

  • Es una dieta que te va a permitir comer de todo en todo momento. Si conoces los grupos de alimentos y sabes que mezclas no debes hacer entre ellos, con un poco de control y de organización, no tendrás ninguna clase de problemas. En definitiva, una dieta que te va a permitir comer sano y variado en todo momento.
  • La pérdida de peso se lleva a cabo de manera progresiva, es decir, si bien es cierto que en la primera semana puedes bajar 1 o 2 kilos, esta pérdida se mantendrá en el tiempo hasta que te mantengas en tu peso ideal.
  • La dieta disociada es una dieta muy sencilla de seguir. Si aprendes a conocer y combinar los grupos de alimentos te va a resultar muy sencillo llevarla a cabo. Además, gracias a la variedad de alimentos que contiene cada grupo de alimentos, el éxito está totalmente garantizado.

La dieta disociada es una dieta que se estructura de un modo muy sencillo y que además te va a permitir comer todo lo que quieras en el momento que desees. Es realmente sencilla y vas a ser capaz de controlar tus propias comidas sabiendo en cada momento que incidencia tienen dichas comidas en tu alimentación diaria y en tu objetivo de bajar de peso.

Imágenes Photl